2014-11-18

Penny Dreadful






Historias seriadas, adecuadas para los bolsillos vacíos y las ganas de llenar la cabeza de historias truculentas más sórdidas que la propia sordidez de la vida real. Penny Dreadful, las novelas de a duro de la Inglaterra de luz de gas. La madre aficionada al té de los bolsilibros; la prima con acento extraño de las novelas de pulpa de papel de los americanos. 

Penny Dreadful la serie. Ocho capítulos es el formato adecuado para cierto tipo de historias. Si en True Detective funcionó, en está producción de Showtime apadrinada por Sam Mendes, también. Ocho capítulos que muchos han tildado de La Liga de los hombres extraordinarios pero en bueno. Sí, vale, los que no se han leído el cómic.

Penny Dreadful te cuenta una historia que pretende ser el smash monster definitivo en forma de serie de televisión. John Logan escribe un serial moderno donde cabe las almas poseídos, los vampiros, Dorian Gray el monstruo de Frankenstein y su creador y un remedo de Alan Quatermain que salva del ostracismo al ex agente 007 Timothy Dalton. Ah, y un pistolero llamado Chandler que siempre hay que poner un yanqui en cualquier en este Londres de lujo y tinieblas.

Y sí, gusta. Diálogos currados, su poco de acción, y un trama que no por alargada deja con ganas de más.  Los misterios egipcios se mezclan con el vampirismo, los exorcismos, el amor y existencialismo de los seres resucitados a trozos de forma pausada, adentrándose en las motivaciones de los personajes y evitando el pim pam pum fácil del material con el que se cuenta. No es la serie perfecta y no le hace falta. Está realizad con oficio y presupuesto, sin tomar por estúpido al autor y sabiendo que no es más que una historia de sordidez sobrenatural para el espectador resabiado del siglo XXI. Con todo lo que eso conlleva.

2014-11-17

Firmas y presentaciones





Esto marcha a velocidad de vértigo. El 21 de Noviembre sale a la venta la novela y el día siguiente ya tengo mi primera presentación y firmas en mi segunda casa: Cards & Comics en Sevilla. A la hora del ángelus estaré charlando con el quiera pasarse por allí y si tienen a bien llevarse Laguna Negra se llevarán una dedicatoria molona.






Pero el bombazo es que a principios de años, el sábado 17 de enero, estaré en la Librería Gigamesh de Barcelona (EL TEMPLO) en otra presentación con toda la plan mayor de la editorial Tyrannosaurus. Una noticia alucinante de la que aun me estoy recomponiendo.

¡No veas!

2014-11-08

Laguna Negra: Coming Soon









El "próximamente" se queda corto cuando queda menos de una semana para que esté en todas las librerías mi primera novela.

Porque sí, señores, a boca llena, con el orgullo a flor de piel y la sensación de que he coronado una montaña, puedo decir que Laguna Negra, el cuarto volumen de la serie Monster Unleashed verá la luz el viernes 14 de Noviembre.

Mucha es la confianza depositada en mí por parte de la editorial Tyrannosaurus Books, y sé que la apuesta es fuerte. La suerte está echada y sólo queda el veredicto del lector. ¿Y qué se encontrará aquel que lea el libro? Un homenaje a una generación en realidad. Envuelto en un relato de terror y monstruos es un canto a una forma de ver la cultura pop desde el punto de vista de mi generación. La idea de la línea editorial era sacar de su contexto a los monstruos clásicos de la Universal. La Momia, El Hombre Lobo, Drácula... Todos asentados en una cosmogonía propia. El plan era sencillo: descontextualizarlos y cambiarlos al género macarra y grindhouse de la novela setentera, del asiento de atrás de un autocine, de las sesión doble y la estantería de videoclub.

La idea molaba un huevo y le eché cara ofreciéndoles mi visión del monstruo de la laguna negra (por aquí conocida como "La mujer y el monstruo"). ¿Y quién es el monstruo de la laguna negra o Gill Man? Para mí era más que un ser que acechaba a una preciosa muñequita en una película en blanco y negro, era más el increíble diseño de Stan Winston en "Una Pandilla Alucinante"; era olor a pantano, almizcle, colmillos y desajustes hormonales; era pura droga hormonal... Para mí era un monstruo que tenía su lugar en ese foco pop que existió durante la década de los setenta y ochenta. Por alguna extraña asociación de ideas imaginé el Universo de "Corrupción en Miami", esas producciones donde todo el mundo se metía una raya de coca, hombreras, frases lacónicas, héroes one liner y el mayor presupuesto que pudiera dar la productora Cannon.

Laguna Negra es Literatura de evasión; es un divertimento llenos de homenajes a mí mismo y a aquellos que pudieron compartir mi infancia. Es la novela que escribe un tipo que no sabe si volverá a escribir una puñetera novela más en su vida. Hecha con el cariño de la primera vez y con el miedo del novato. Es terror y acción, son monstruos y héroes, combates a muerte y nazis deformes.

En pocos días estará en las estanterías y si gusta será gracias al oficio de la editorial y de Laura, mi correctora.

Sólo queda que se disfrute porque por mi parte todo está escrito. 

"La selva del Amazonas, 1969. Un búnker nazi, una aberración de la Naturaleza fuera de control. Miami, 1979. Cuando una nueva droga aparece en las calles de la ciudad, Hudson Cardozo, exboxeador y policía corrupto, descubre que la guerra de la coca y su lealtad a la reina del hampa no es lo peor que le puede pasar. Es la hora de cazar a una criatura desafiante al tiempo y a los horrores de los experimentos nazis. Sangre, garras y música disco; peleas ilegales y canibalismo. Una lucha a muerte que llevará al detective Hudson a aliarse con un grupo inesperado para salvar la ciudad de una amenaza letal.
¡Acción y vísceras! ¡Esvásticas, camisas hawaianas, combates ilegales, rayas de coca y mujeres fatales del calibre treinta y ocho! ¡Traición y muerte en la ciudad del vicio!"